Real Zaragoza, el incendio que nos mueve.


4 de junio de 2017. Este es un artículo sobre el zaragocismo. O mejor: sobre el futuro del Real Zaragoza. Hoy, que cruzamos la línea que separa el universo de la nada. Hoy, que ya no notamos el frío en la piel porque la vida nos la ha arrancado a tiras. Hoy, cuando la orilla se aleja y se acerca a cada brazada y no hay sol ni luna porque el cielo ya se derrumbó.

   Somo territorio de mixturas, cruce de caminos, país débil entre imperios poderosos. Nos gusta decirnos a nosotros mismos que somos menos que los demás, cuando precisamente la nobleza aragonesa hizo roca aquella afirmación de “somos pocos, pero nunca poco”. Somos.

   Mi madre nunca ha pisado la Romareda, pero respira zaragocismo por los cuatro costados. Ya su padre, mi abuelo Juan Antonio, que murió centenario, apuraba las tardes del domingo con el transistor encendido y sonreía cuando Paco Ortiz cantaba algún gol de Ocampos. Mi padre sale poco de casa, pues las piernas ya no son sus amigas. Sin embargo, quiero decir aquí que era él quien me llevaba cuando yo era un niño a la entonces joven Romareda. Íbamos en su vespa blanca y me colocaba a los pies de la portería de la Feria de Muestras para que yo pudiera darle los balones a Oliveros y este sacara los corners. Conforme a lo que hoy se estila, yo pregunto: ¿cabe mayor abrazo al amor?

   Llevo demasiado tiempo viendo lágrimas blancas y azules en los ojos de mis amigos. Tipos duros del roquedal que cogen a la vida por los huevos y se la llevan por delante, pero que lloran como niños cuando sienten que el aliento de su Real Zaragoza del alma es cada vez más tenue y la muerte asoma por la esquina de sus maltrechos corazones. 

   Los niños de siete años en las excursiones cantan aquello de “Alé, Zaragoza, alé, alé” espontáneamente y creen que el Zaragoza es el mejor equipo del mundo. He visto cientos de veces en los últimos años esa mirada perdida, ese gesto roto que trata de avanzar por la espalda de un zaragocismo zarandeado por el infortunio.

   Hoy, maldita sea, he amanecido después de ver cómo anoche grupos de ciudadanos mancillaban mi ciudad ocupando espacios públicos que no les pertenecen, como no les pertenecen a los ejércitos invasores las avenidas de las villas ocupadas. Porque así me sentí ayer. Invadido, ocupado, mancillado. No saben quienes aplauden los éxitos de los forasteros, los que nunca han bebido ni vivido el aroma del cierzo que nos acuna desde que nacemos, que la vida pasa por amar lo propio y respetar lo ajeno, pero nunca por abrirle las puertas al poderoso a cambio de que nos permita dormir a la sombra de su soberbia.

   Hoy es un día muy importante. Es un día crucial que puede significar el ser o no ser de una ciudad, de una identidad, de un futuro más o menos visible. Que nadie se piense que estamos hablando solo de un juego. Zaragoza necesita respirar el aire fresco de unas instituciones deportivas fuertes, sanas, sólidas y con mañana abierto.  Por eso, es imprescindible que el Real Zaragoza se sostenga en 2ª división para comenzar, a partir de mañana, a trabajar en un proyecto solvente. Que no se le olvide a ningún zaragozano, a ningún aragonés.

Anuncios

Acerca de Juan Antonio Pérez Bello

Vivo en Zaragoza (Spain) y trabajo en el Colegio Bilingüe "Catalina de Aragón". De 1996 a 2001 fui Jefe de Estudios y de 2001 a 2012 fui Director del Colegio Bilingüe "El Justicia de Aragón", de Alcorisa (Teruel-Spain), donde implantamos el Currículo Integrado MEC-British Council en 2005. El vídeo en la escuela ha sido fiel compañero durante toda mi vida profesional (http://canalpispotero.blogspot.com y http://canalcatalina.blogspot.com). Desde septiembre de 2014 soy coordinador didáctico del Programa "Aprendiendo a Emprender con Ibercaja". Autor de las fichas de recursos para el profesorado "Aprendiendo a emprender con Ibercaja".
Esta entrada fue publicada en Actualidad zaragocista 2016-2017 y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s