Mi crónica: Real Zaragoza, 0 – Granada, 0 (Demasiado cerca ese acantilado)


“Con Apoño habríamos ganado el partido”. Ese es el titular que nos ha regalado Manolojiménez en su rueda de prensa y en esas palabras se encierra toda una filosofía de vida. Primero, porque eleva al jugador malagueño a la categoría de constructor salvífico; segundo, porque destaca las ausencias frente a las presencias; y tercero porque demuestra que no hay argumentos futbolísticos con que explicar la situación.

   Hoy era “el” partido, “la” final, según todos los actores, pero sus declaraciones de intenciones no han pasado de ser un fláccido brindis al sol del que no hemos podido saborear ni medio rayo de luna. Un encuentro en el que ha habido algunos destellos, pero en el que también hemos podido sufrir con la inoperancia ofensiva que nos tiene maniatados ante el futuro. Es verdad que ha estado muy bien no encajar ningún gol, pero en absoluto puede consolarnos, porque el resultado nos pone ante una situación ya insostenible.

   La primera parte ha sido un escenario en el que el Real Zaragoza ha pretendido convencernos de que sí sabía combinar y crear situaciones de gol, pero como ninguna de sus propuestas ha conseguido su objetivo el escenario prometedor se ha difuminado poco a poco hasta caer en una situación de precariedad preocupante y hasta deprimente. El Granada, al mismo tiempo, le ha puesto precio a la cabeza de Leofranco, quien ha visto comprometida su puerta en varias ocasiones con balones colgados que se ha visto obligado a alejar con heterodoxos despejes de puños. ¿Había calidad en el juego? No. ¿Había tensión competitiva? Poca. Lo único que nos ha aportado el combate ha sido músculo y ansiedad, dos ingredientes que ya nos están empezando a hartar, aunque en ningún momento el apoyo de la afición ha faltado.

   En medio de la hojarasca futbolera ha surgido la figura de Rochina, un jugador capaz, por una parte, de apuntar maneras y, por otra y al mismo tiempo, de tumbar la fe del seguidor más fervoroso con sus decisiones. Él ha sido el encargado de finalizar alguna de las jugadas más prometedoras del Real Zaragoza, pero su falta de visión de equipo le maniata en el éxito, lo que en los tiempos que corren no es una buena noticia. Y con esa rémora en el grupo nos hemos ido a la ducha.

   La segunda parte no ha supuesto el refrendo de la apuesta ofensiva de Jiménez. Demasiados balones largos, demasiado evidente la idea de juego. Cuando los jugadores no son capaces de interpretar la obra poco se puede lograr y algo así le ha ocurrido al equipo. Con un centro del campo estéril y torpón, el balón no circulaba con fluidez ni intención y lo único que cabía era el hecho heroico, la jugada de estrategia, el balón suelto que llega al borde del área y una bota dispuesta lo engatilla. Y nada más. De las tres posibilidades hemos tenido ejemplos. Los dos más claros una falta que ha rematado Sapunaru/Maihz y un chut de Babobic que Toño ha detenido con dificultad. Y nada más.

   Jiménez ha realizado los tres cambios que lo único que han logrado ha sido propiciar el derrumbe del edificio que había presentado, pues de ellos tan sólo Babovic ha aportado algo de frescura y genio. Ni Eduoriol ni Bienvenu han aportado nada al equipo y los minutos han ido confirmando con inexorable tozudez que en el césped de la Basílica no iba a producirse ningún milagro, como así ha sido. Ni el “Sí se puede” ha retumbado en la noche zaragozana ni los arreones de los chicos han servido para  ganar el partido. Malas noticias por todas partes; noche sobre la noche. Y, por primera vez, pitos de la afición a unos jugadores que no están a la altura de las circunstancias ni, me temo, de la institución. 

CALIFICACIONES

Leo Franco 3. Ha dado seguridad a la defensa y ha interpretado uy bien su papel de portero/líbero.

Sapunaru: 2. Brillante en el arranque, le ha costado mucho recuperar su posición cuando tenía que retornar tras una subida, lo que ha propiciado el ataque granadino.

Pinter: 3. Ha tenido que batallar mucho en su demarcación y en los vacíos que ha dejado Sapu, cumpliendo en ambas tareas..

Álvaro: 3. Muy atento al corte y a la velocidad de los delanteros granadinos.

Abraham: 3. Muy mejorado en ataque y mejor ispuesto a la defensa. Ha ganado en velocidad y colocación.

Movilla: 1. Quizás su peor partido delaño. Descolocado, impreciso y fallón en el pase, el físico le está pasando factura.

José Mari: 1. No ha sido el barredor al que nos tiene acostumbrados. se le ha hecho muy grande el campo y no ha llegado a casi nada.

Víctor: 2. La pelota le quema y en algunos momentos se le escapa a su control. Le falta atrevimiento y ha perdido el descaro que le adornó hace unos meses.

Rochina: 3. Intenta cosas muy interesantes y cuando le salen nos muestra a un jugador diferente. Obsesionado con el gol, corre el riesgo de perder el afecto de sus compañeros.

Montañés: 2. No le han salido las cosas. Cuando tiene el balón en seguida le presionan dos y hasta tres jugadores y no ha encontrado su sitio.

Postiga: 1. Peleado con el mundo, no le ha llegado ni un solo balón en condiciones. Tan solo hemos anotado una jugada en la que ha combinado muy bien con Rochina.

Babovic: 2. Ha aportado frescura y descaro. Un chut suyo ha merecido ser gol.

Edu Oriol: 0. Ineficaz, torpe y falto de ritmo y de ideas.

Bienvenu: 0. Dios santo, cuando tu afición hace juerga de tu juego algo muy grave esta ocurriendo.

Anuncios

Acerca de Juan Antonio Pérez Bello

Vivo en Zaragoza (Spain) y trabajo en el Colegio Bilingüe "Catalina de Aragón". De 1996 a 2001 fui Jefe de Estudios y de 2001 a 2012 fui Director del Colegio Bilingüe "El Justicia de Aragón", de Alcorisa (Teruel-Spain), donde implantamos el Currículo Integrado MEC-British Council en 2005. El vídeo en la escuela ha sido fiel compañero durante toda mi vida profesional (http://canalpispotero.blogspot.com y http://canalcatalina.blogspot.com). Desde septiembre de 2014 soy coordinador didáctico del Programa "Aprendiendo a Emprender con Ibercaja". Autor de las fichas de recursos para el profesorado "Aprendiendo a emprender con Ibercaja".
Esta entrada fue publicada en Crónicas de los partidos 2012-2013 y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s