Real Madrid, 4 – Real Zaragoza, 0 (Migajas en la meseta)


   Si el Real Zaragoza hubiera podido apagar las luces del Bernabéu en el minuto 88 ahora podríamos hablar de una derrota asumible por el colectivo zaragocista e incluso estaríamos lamentándonos, razonablemente, de ese gol anulado a Postiga y de las dos estupendas paradas de Casillas, amén del zurriagao de Josémari al larguero. Nuestro orgullo estaríai ntacto y afrontaríamos una semana en la que el horizonte del Depor nos hablaría de un match para disfrutar antes de visitar territorio secesionista. Pero no ha sido así, por lo que ahora nos encontramos con cuatro balonazos en los cristales del AVE y una cara más mustia de lo deseable.

   Este partido nos habla de una deleznable actitud por parte del Imperio, que ha decidido jugar a un ritmo insultante como deseando demostrarle a sus seguidores que con dos patadas mal dadas pueden ganarle a cualquiera de esos ratoncillos que osan pisar los sótanos de sus palacios de oro y hasta consiguen distraerles de sus divinos menesteres. Porque desde el minuto uno se ha visto que el Real Zaragoza podía intentarlo, okey, pero en el momento preciso mandarían un par de balones al área pequeña y por ahí vendrían los goles necesarios ¿Te parecen bien dos? Pues dos.

   En sendas jugadas en las que el papel de nuestro portero ha sido meritorio han dado con la clave del gol y entonces han abierto la cama, han colocado el orinal debajo y se han puesto el pijama para disfrutar de una siesta que les llevaría al descanso. El Real Zaragoza, bien es verdad, ha tocado la pelota, ha combinado, incluso se ha acercado por los alrededores de la huerta madrileña, con chut intencionado de Postiga que ha rechazado hábilmente Iker, pero aquello no era un partido de igual a igual. Era una bochornosa pantomima en la que parecía que todo iba bien si así nos parecía a todos.

   La segunda parte ha sido una prolongación de la comedieta inicial, pero ha habido un pequeño cambio en la actitud del equipo aragonés, que ha visto cómo la desidia madridista le permitía molestar con su zumbido de mosca monegrina al ejército imperial, que parecía no dar importancia al esfuerzo de los nuestros. Dos disparos, uno de Victor y otro de Montañés, han servido para que Casillas ejerciese de grandioso portero. Además, Josémari ha estrellado un portentoso misil en el larguero y, para finalizar, Postiga ha logrado un extraordinario gol que le han anulado por inexistente fuera de juego. Ha sido bonito ver a los nuestros atacar a las hueste del despiadado Mou, pero en todo momento nuestrs embates se asemejaban más al picotazo de un mosquito en el casco del Titanic que a un acoso convincente con el cual pudiéramos combatir en igualdad de condiciones. Abraham, por su lateral, ha firmado un sensacional partido pero ni él, ni el esfuerzo de Postiga, ni la desvergenza de Victor ni la cada vez más interesante aportación ofensiva de Montañés ha sido suficiente para oponer resistencia. Para eso hace falta más rasmia, más seguriad, más firmeza. Hacen falta cinco Movillas, vaya, que hay que ver cómo juega este hombre y cómo gobierna al equipo.

   Por eso, todo habría sido más bonito si el partido hubiera acabado en el minuto 88, porque los dos goles logrados por los locales han sido una puntilla muy dolorosa para lo que había sido el choque. Dos llegadas y dos goles. No era necesaria tanta sangre.

   Ciertamente el equipo ha estado juguetón, un tanto valiente y con una actitud que agradecemos, pero a la Castellana hay que venir con más carácter, con más fortaleza. Con más ¿cómo decirlo?…¿fiereza? Eso, sumado al estilo desenfadado que el equipo ha propuesto, habría sido suficiente para que a nuestros rivales de hoy les hubiéramos parecido dignos de ser considerados rivales, no sparrings.

CALIFICACIONES

Roberto: 4. Ha realizado varias paradas realmente espectaculares, pero alguna de ellas h sido más preciosista y bella que eficaz.

Sapunaru. 3. Ha tenido que bailar con el más guapo (¿?) y ha cumplido con ímpetu y esfuerzo.

Álvaro: 3. Los balones interiores, auténtico veneno, los ha gestionado con inteligencia.

Loovens: 2. Ha sufrido ante la velocidad de los delanteros contrarios pero los balones aéreos han encontrado un correcto adversario en él.

Abraham: 4. Magnífico partido en tareas ofensivas, con varias  jugadas de alto nivel. En defensa ha andado algo desajustado.

Movilla: 4. Excepcional partido. Ha manejado la bola con maestría y ha ocupado la medular con sabiduría.

Josémari: 3. Ha comenzado muy dubitativo pero ha acabado firmando un partido notable, con su chut escupido por el travesaño como estupenda tarjeta de presentación. 

Apoño: 2. Lento e indeciso en las jugadas de ataque, ha mostrado cierta indolencia, sobre todo en la primera parte.

Víctor: 4. Magnífico partido. Ha desbordado, combinado, llegado, recuperado balones y disparado a puerta. Si le entra su disparo, habría sido el gol de la jornada.

Montañés: 3. De nuevo buen partido de Paco Montañés. Está progresando mucho y cada día se le nota más acoplado y desenvuelto.

Postiga: 3. Luchador, presente y valiente. Le han anulado un precioso gol injustamente. Ha estado demasiado solosi bien su gusto por vivir al límite con el fuera de juego es una muestra de su bravura.

Álamo: 2. Ha participado muy poco aunque se le han visto un par de detalles de buen pasador.

Aranda: S.C.

Romaric: S.C.

Anuncios

Un comentario

  1. Cada partido del Zaragoza no hago más que ratificarme en que este equipo, este año, puede dar bastantes alegrías. El problema está en que, para pelearle de tú a tú al madrid, como intentó y consiguió hacer el Zaragoza, y salir victorioso, hace falta suerte (lo que tuvo el madrid y le faltó al Zaragoza), hace falta acierto (idem) y hace falta que no haya errores arbitrales (idem de idem).

    Gran planteamiento de Jiménez, gran partido de la mayoría de los jugadores del Zaragoza, y sólo fallos puntuales y algún que otro aspecto, como el arbitro puntualmente, hicieron que el resultado que se dió al final, nada tuviera que ver con la realidad del partido.

    El 1-0 llega tras un paradón de Roberto…, que se podría haber evitado si el portero, en lugar de esperar bajo palos el cabezazo de algún jugador madridista, hubiera salido con su metro noventa y pico a por el balón… ¡a su área pequeña!.

    Del 2-0, nada que objetar, para mí, más acierto de Di Maria, que otra cosa.

    Y con ese 2-0 en el marcador, baile del Zaragoza, al que sólo respondió Casillas. Casillas, y el árbitro con un clamoroso fallo al anular el golazo de Postiga.

    Lo que pasó después, con el 3º y el 4º, no merece análisis.

    CALIFICACIONES:

    Roberto: 2. No le culpo, en absoluto, de la derrota, porque hizo muy buenas intervenciones; pero sigo pensando que tiene en su “debe” todavía un aspecto que le imposibilita para ser el espectacular portero que podría ser pero que, para mí, todavía no es.

    Sapunaru. 3. En cuanto ha tenido 4-5 partidos ha demostrado el porqué del interés en su fichaje. A ver si el Zaragoza completa una temporada y un proyecto lo suficientemente serio como para retenerle.

    Álvaro: 3. Buen partido.

    Loovens: 2. Correr no es su fuerte, pero con experiencia y colocación lo compensa en buena parte. Gran pareja con Álvaro.

    Abraham: 4. Lo llevo diciendo desde hace varias jornadas: ha crecido a la par que el equipo. ¿Le quedará aún margen de mejora?.

    Movilla: 4. Le dió una lección a Modric de lo que es dirigir un equipo; y todo un Essien, con su imponente físico, no le inquietó apenas.

    Josémari: 3. Su mejor partido como zaragocista.

    Apoño: 1. No está, o al menos, yo creo que puede dar muchísimo más. Mejor que Romaric (fácil por otra parte) pero, a día de hoy, en mi opinión, tampoco debería ser titular.

    Víctor: 4. Sigue y sigue creciendo. Renovación, ¡ya!.

    Montañés: 3. Tan regular como en él es habitual. Le falta un gol para soltarse en primera. Se lo merece.

    Postiga: 3. Pese a no meter gol (bueno, metiendo, pero sin que subiera al marcador), uno de los mejores partidos que le recuerdo. Ha apoyado, a inquietado, ha jugado más en equipo,… Si mantiene esta actitud contra otro tipo de equipos, bien para él y bien para el Zaragoza.

    Álamo: 2. No ha desentonado.

    Aranda: S.C.

    Romaric: S.C.

    Jimenez: 3. Buen planteamiento, buena preparación, y buenos cambios (no porque hayan ayudado, sino porque se dio cuenta a tiempo de que no había nada que hacer y retiró a jugadores que no tenía sentido que aguantaran, arriesgándose a lesión/sanción).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s