Real Zaragoza: ” Del Trofeo ‘Ciudad de Zaragoza’ al Trofeo ‘Carlos Lapetra’ “


   Hoy juega el Real Zaragoza el partido de presentación ante su afición. Lo hace en el marco de la celebración del Trofeo “Carlos Lapetra”, un acontecimiento heredero de aquel Trofeo “Ciudad de Zaragoza” que nació en los primeros años 70.

  Era entonces un acontecimiento social de primer orden, una fiesta dentro de las Fiestas de Primavera que el alcalde Horno Liria había instaurado en un intento por lograr que Zaragoza se convirtiese en un destino turístico apetecible con la llegada de la primavera. Y aquel mes de Mayo de 1971 se disputó la primera edición del Trofeo, enfrentándose al Colonia y al Anderlecth, dos adversarios de relumbrón que le dieron lustre a la competición a pesar de que el club vivía momentos dramáticos.

   El Real Zaragoza acababa de consumar un vergonzoso descenso a 2ª División, en una temporada en la que al desastre económico e unía una situacion económica catastrófica, que llevó incluso a que nos embargasen el Trofeo Carranza lograd años atrás. Fue la primera temporada de Luis Costa en el equipo y la última del magnífico Villa, pero sobre todo fue la temporada de tres entrenadores (Martín, Balmanya y García Traid) y el año en que el presidente, Usón, sufría la ira de la grada, que le hizo sufrir un auténtico calvario con feroces críticas e incluso amenazas que le obligaron a no asistir a los partidos de la Romareda para evitar situaciones comprometidas. ¿A que uno puede pensar que, en efecto, la Historia es cíclica?

   Fue una época convulsa que afrontaría con energía y valor un joven zaragozano de 29 años, por nombre José Ángel y por apellido Zalba, cuando nadie daba medio céntimo por el futuro del club. Pero esa es otra historia. Lo cierto es que el Trofeo “Ciudad de Zaragoza” nació hace 41 años y que hoy, en otro mundo, en otra sociedad, sigue celebrándose bajo una atmósfera distinta, con unos protagonistas diferentes pero logrando, hoy igual que hace cuatro décadas, que el zaragocismo siga vibrando por sus colores y por su escudo, el nuestro, el que acompañó nuestra niñez y encontremos en los mismos recovecos de nuestro corazón la emoción que envuelve cada nuevo día.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s