Otro lunes tormentoso


Hace unos años ya lo hice. Utilicé el título de una película de Mike Figgis protagonizada por Melanie Griffith, Tommy Lee Jones, Sting y Sean Bean para envolver un comentario sobre la, me imagino, entonces catastrófica situación del Real Zaragoza. Y mire usted por dónde es hoy el día en que tengo que recurrir de nuevo a la “peli” para hablar del lunes 5 de Diciembre de 2011. Un lunes horrible. Un lunes roto. Un lunes amargo. Un lunes desesperado.

Fue abrir los periñodicos y morirse. Fue escuchar las tertulias de la tarde (suelo escuchar las de Aragón Radio y Radio Zaragoza) y estremecerse. Fue escuchar a Mario Ornat, Pedro Hernández y Paco Ortiz Remacha y abrazar el pánico. Fue escuchar a Paredes y echarse a llorar. Nada, en ningún momento, me ayudó a encontrar consuelo en el páramo zaragocista. si acaso, la crónica del partido que pude leer en aupazaragoza.com, escrita por un tal “arrúa 10”, paradigma de la ilusión, paladín del optiumisto. Aunque me da que el tal tipo no entiende mucho de fútbol o vive en las nubes blancas y azules de la ignorancia, pues no hay más que leerlo para darse cuenta de su poca capacidad para el análisis. En fin.

   ¿Hay motivos para la preocupación? Sí. ¿Y razones para la desesperación? También. Pero nada de eso nos va a ayudar a salir del pozo. Es la hora del compromiso, sí, pero también de la calidad y las cosas bien hechas. Ya no se trata sólo de echarle un par, sino de ser mejores. Está claro que estos jugadores no lo están haciendo bien, así que habrá que pedirles que mejoren. Y también es evidente que el entrenador no está haciéndolo bien, por lo que tendrá que estudiar bien la situación y encontrar soluciones, que para eso se le paga (y no es momento de chistes fáciles).

   Estos jugadores están obligados a hacer su trabajo y hacerlo bien y si no saben que carguen con su rersponsabilidad. Y lo mismo con el entrenador. Si no cumple, al carrer. De los directivos ya no hablo, pues hay muchísimas voces que cada día claman por su marcha, voces a las que me sumo, por supuesto, pero vamos a especializarbnos cada uno en una cosa, para ser más eficaces.

   Y la afición? Pues la afición tiene varias tareas que trataré de describir con sencillez. Durante la semana, encender los ánimos y calentar el partido del domingo. ¿Cómo? Blogs activos, twitter ardiendo, facebook calentito y las peñas más dinámicas (Colectivo, Ligallo, Movimiento Avispa) preparando el consabido tifo o acompañamiento al autobús. Durante el partido, ambiente de presión y a por ellos oé. Y al final, todo el mundo quieto en la Romareda y pitada monumental al palco. Se gane o se pierda. 

Estas medidas deberían llevarse a cabo todos y cada uno de los partidos que quedan hasta el final de la temporada. Eso no garantiza el éxito, pero lo que sí garantiza el fracaso es quedarnos de nbrazos cruzados. ¡Y a ver si ganamos de una puta vez!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s